Ingrese

logo tatuytv

tatuytv banner 2

[PUNTO FINAL] Fidel y la religión

Compartir

4-fidel-sacerdotes

“Revolución es sentido del momento histórico;
es cambiar todo lo que debe ser cambiado”.(1)

Una crítica que repiten los adversarios de la revolución cubana apunta a su supuesta incapacidad de reforma. Con especial ahínco se etiquetó a Fidel de inflexible, dogmático, testarudo, obcecado en el error. Sin negar que el talante gallego de su estirpe le insufló un carácter más cercano a la porfía que a la condescendencia, es injusto cerrar el juicio histórico sin reconocer también su voluntad de autocrítica, de aprendizaje y apertura a nuevos paradigmas y opiniones.

Compartir

Leer más: [PUNTO FINAL] Fidel y la religión

Un Hombre Nuevo

Compartir

che-guevara ae98

Mucho se ha dicho y escrito sobre el guerrillero heroico asesinado cobardemente tras su captura en La Higuera, desde su papel destacado en las Villas, dirigiendo la operación que atacó el tren blindado y triunfó en la Loma del Capiro, hasta su participación abnegada pero infructuosa en El Congo luchando contra la colonización de Bélgica. "No olvidaré la derrota ni sus más preciosas enseñanzas", dijo posteriormente en el libro Pasajes de la guerra revolucionaria, El Congo. También se difunde su convicción profunda de crear "dos, tres, muchos Vietnam" hasta liberar el continente, demostrando en su máxima expresión su vocación internacionalista.

Sin negar la importancia de estos elementos, este artículo se centrará en los aportes del Che Guevara para la construcción del Socialismo. Son aportes al acervo del pensamiento socialista que fueron desarrollados a través del estudio, reflexión y práctica concreta durante y después de que el Che desempeñara varias funciones en la Revolución Cubana: Jefe de industrialización del Instituto Nacional de Reforma Agraria, presidente del Banco Nacional de Cuba, Ministro de Industrias, Jefe Militar en la zona de Occidente, miembro de la Dirección del Partido y portador de su política exterior.

El intelectual orgánico

Estos fueron tiempos donde al lado del trabajo práctico desarrolló un importante esfuerzo teórico a fin de estructurar las bases de la nueva sociedad, dedicó años a la lectura y estudio de "El Capital" y planteaba con insistencia la necesidad de que la militancia desarrollara su formación a partir de los clásicos del marxismo, en lugar de la lectura de manuales tendientes a reproducir esquemas dogmáticos, además, asumió con rigor científico y dedicación la tarea de sentar las bases del proceso de industrialización del país.

Toda la práctica y reflexión de Ernesto Guevara dio inicio a una teoría revolucionaria surgida al calor de la experiencia concreta. Indudablemente hoy su pensamiento representa una corriente marxista y una escuela.

La escuela creadora de conciencia

Guevara se convirtió en un pregonero de las ideas revolucionarias a través del ejemplo, y fue pionero en promover y practicar el trabajo voluntario concebido como escuela creadora de conciencia con el objetivo de generar una conciencia del deber social y superar la división social del trabajo.

También enfatizó la necesidad de priorizar los estímulos morales como ruta para fortalecer la conciencia. Consideraba que en el centro de la sociedad nueva estaba la tarea compleja de cualificar al ser humano, paralelamente a la tarea de generar más bienestar social a través de elevación de las condiciones materiales.

El tránsito al Socialismo

Durante los albores de esta construcción revolucionaria, Ernesto Guevara cuestionaba todos los métodos que reprodujeran la lógica del capital. Por ejemplo, El Che criticó el Cálculo Económico (método soviético que en esencia planteaba la autogestión financiera, sustentada sobre la base del estímulo material de sus trabajadores para impulsar la "eficiencia"). Ante este planteamiento, Guevara propuso como alternativo el Sistema Presupuestario de Financiamiento, el cual buscaba suprimir toda relación de producción y distribución que estuviera sustentada en la ley del valor; es decir, suprimir toda relación mercantil. Además dilucidó el papel del Estado en el Socialismo como el ente administrador, a través de la planificación centralizada, de toda la producción y distribución, concibiendo a las empresas como un sistema integrado de forma orgánica. En un documento escrito por Guevara en 1964, expresaba:

"Primero: El comunismo es una meta de la humanidad que se alcanza conscientemente; luego, la educación, la liquidación de las taras de la sociedad antigua en la conciencia de las gentes, es un factor de suma importancia, sin olvidar claro está, que sin avances paralelos en la producción no se puede llegar nunca a tal sociedad.

Segundo: Las formas de conducción de la economía, como aspecto tecnológico de la cuestión, deben tomarse de donde estén más desarrolladas y puedan ser adaptadas a la nueva sociedad. La tecnología de la petroquímica del campo imperialista puede ser utilizada por el campo socialista sin temor de contagio de la ideología burguesa. En la rama económica (en todo lo referente a normas técnicas de dirección y control de la producción) sucede lo mismo".

Después plantea:

"Entre el Cálculo Económico y el Sistema Presupuestario de Financiamiento hay diferencias de distintos grados; intentaremos dividirlas en dos grandes grupos y explicarlas someramente; hay diferencia de tipo metodológico -práctico, diríamos- y diferencias de carácter más profundo pero cuya naturaleza puede hacer parecer bizantino el análisis, si no se opera con gran cautela".

Luego continua:

"Partiendo de la base de que en ambos sistemas el plan general del Estado es la máxima autoridad, acatada obligatoriamente, se pueden sintetizar analogías y diferencias operativas, diciendo que la autogestión se basa en un control centralizado global y una descentralización más acusada, se ejerce el control indirecto mediante el rublo, por el banco, y el resultado monetario de la gestión sirve como medida para los premios; el interés material es la gran palanca que mueve individual y colectivamente a los trabajadores.

El Sistema Presupuestario de Financiamiento se basa en un control centralizado de la actividad de la empresa; su plan y gestión económica son controlados por organismos centrales, en una forma directa, no tiene fondos propios ni recibe créditos bancarios, y usa, en forma individual, el estímulo material, vale decir, los premios y castigos monetarios individuales y, en su momento, usará los colectivos, pero el estímulo material directo está limitado por la forma de pago de la tarifa salarial".

Esta polémica quedó reflejada en profundidad en El Gran Debate, documento que consideramos una lectura fundamental para la militancia. Los planteamientos certeros de Ernesto Guevara deben ser un referente importante en la transición sociaista. Cabe destacar que, lejanos a considerarlos como un manual o Biblia, creemos que en esencia plantean métodos inherentes a la superación del capitalismo dependiente, característica propia de nuestras naciones. También recomendamos su texto de 1964 "Sobre el sistema presupuestario de financiamiento", que se consigue online.

Apuntes Críticos: "se está regresando al capitalismo"

En su viaja a Praga, después de la derrota en El Congo, comienza a escribir un libro polémico que quedará inconcluso: Apuntes Críticos a la Economía Política, el cual representa una crítica al manual de economía política de la Unión Soviética, y fue publicado por primera vez aproximadamente 40 años después de haber sido escrito.

Con un prólogo titulado: Necesidad de este libro donde expresa:

"Stalin... ordenó la redacción de un manual que fuera asequible a las masas y tratar todos los temas de la economía política hasta nuestros días.

Al comenzar un estudio crítico del mismo encontramos tal cantidad de conceptos reñidos con nuestra manera de pensar que decidimos iniciar esta empresa con el mayor rigor científico posible y con la máxima honestidad. Cualidad imprescindible esta última, porque el estudio sereno de la teoría marxista y de los hechos recientes nos colocan en la posición de críticos de la URSS, posición que se ha convertido en un oficio de muchos oportunistas que lanzan dardos desde la extrema izquierda para beneficio de la reacción".

"Creemos importante la tarea porque la investigación marxista en el campo de la economía está marchando por peligrosos derroteros. Al dogmatismo intransigente de la época de Stalin ha sucedido un pragmatismo inconsistente..."

"Nuestra tesis es que los cambios producidos a raíz de la Nueva Política Económica (NEP) han calado tan hondo en la vida de la URSS que han marcado con su signo toda esta etapa. Y sus resultados son desalentadores: la superestructura capitalista fue influenciando cada vez en forma mas marcada las relaciones de producción y los conflictos provocados por la hibridación que significó la NEP se están resolviendo hoy a favor de la superestructura, se está regresando al capitalismo".

Con la premisa de que la URSS estaba volviendo al capitalismo, el Che da inicio a este libro y desarrolla su planteamiento desde la argumentación científica a lo largo de toda la obra, la cual también invitamos a estudiar minuciosamente e incentivamos a generar espacios de discusión irreverente sobre los temas inherentes de la Revolución Bolivariana a la luz de la experiencia ya transitada por la humanidad en la lucha por la construcción del Socialismo.

"Un ideal porque pelear junto a la responsabilidad de un ejemplo que dejar"

Finalmente queremos expresar que la mayor concreción de sus ideas sobre el hombre nuevo, fue la de hacerse a sí mismo, en la forja permanente que da la construcción revolucionaria con el compromiso de ser ejemplo. Y aunque sea un lugar común, hay que resaltar siempre que el Che Guevara logró alcanzar ese escalón máximo de la especie humana, convirtiéndose en un hombre que con pasión día a día guió su práctica desde la profunda lealtad a las ideas que pregonaba.

Compartir

El Imprescindible Feminismo Socialista

Compartir

socialismo feminismo

Platicamos con el intelectual vasco Iñaki Gil de San Vicente sobre el necesario engranaje entre la lucha por el socialismo y la lucha antipatriarcal.

Cira Pascual Marquina (CPM): En el continente latinoamericano somos testigos de rápidos procesos de pauperización. En casos como el venezolano, donde un gobierno progresista se mantiene en el poder, el horizonte de lucha del pueblo tiende a limitarse a resolver los graves problemas familiares que se presentan cotidianamente de forma individualizada. En un contexto así, la lucha antipatriarcal podría ser caracterizada como trivial o pequeñoburguesa.

Muy por el contrario, nosotras opinamos que este es un momento donde la lucha de género debe asumir un rol importante en el proyecto anticapitalista. Las mujeres pobres son las que cargan la mayor parte del peso de la crisis sobre sus hombros, y si bien la superación absoluta de esta situación es solo posible en el socialismo, estamos convencidas de que la lucha por la emancipación de la mujer debe ser del presente. Es así porque mientras la mujer sea dominada por el hombre y la crisis se desplace sobre ella, la tendencia es a postergar la confrontación con el capital. En un momento de crisis económica y política, ¿cómo engranarías la lucha por el socialismo con la lucha antipatriarcal?  

Iñaki Gil de San Vicente (IGSV): Las fuerzas revolucionarias venezolanas, y en especial las que luchan con más decisión y perspectiva histórica por la emancipación de la mujer trabajadora, cometerían un error suicida si minusvalorasen la importancia de la lucha antipatriarcal como una piedra basal del socialismo. El error consistiría en creer que como ya se han logrado algunos derechos elementales de la mujer, y dadas las serias dificultades actuales que pueden llevar a la derrota del Proceso Bolivariano, teniendo todo esto en cuenta, ahora es necesario volcarse en otras luchas “más importantes”.

Otros muchos procesos revolucionarios han cometido este mismo error: la rusa de 1917, la del Estado español de 1936, la china de 1949 y la chilena de 1970 por citar algunas. En ellas la emancipación de la mujer, con grandes conquistas iniciales, terminó debilitándose y posponiéndose a otras “prioridades”. Los resultados fueron desastrosos a medio y largo plazo: resurgimiento de valores patriarcales y sexistas primero en la vida mal llamada “privada” y luego en lo “público”; debilitamiento de la fuerza social de los movimientos populares y obreros que son la base del poder revolucionario; reforzamiento de las tendencias burocráticas inherentes al poder patriarcal renacido dentro de la izquierda; envalentonamiento de la burguesía, y, junto a otras causas, la derrota última de la revolución.

CPM: Aunque reivindicamos y somos partícipes de luchas por cambios en la legislación que garanticen, por ejemplo, la legalización del aborto –que por cierto, está penalizado en Venezuela–, somos también conscientes que los cambios en la ley no implican la superación de la doble explotación de la mujer. En La mujer y el socialismo, August Bebel plantea algo muy importante: conceder derechos de igualdad a la mujer no cambia la condición de sujeto subalterno para la mujer trabajadora. Hay estructuras económicas y culturales que reproducen la condición de dominación de género. ¿Podrías explicarnos cómo funcionan estas estructuras económicas y culturales?

IGSV: Las estructuras económicas y culturales de explotación de sexo-género funcionan en dos áreas diferentes pero unidas en la práctica: la de la explotación de la fuerza de trabajo sexo-económica de la mujer por el hombre, y la de la dominación cultural, afectiva, emocional, amorosa, sexual, política, etc., del patriarcado. La unión práctica entre explotación y dominación produce la opresión capitalista de sexo-género. El sistema patriarcal es anterior al capitalismo, pero éste lo ha integrado, subsumido en su lógica, convirtiéndolo en una pieza clave de su existencia, pieza que demuestra especialmente su eficacia en dos circunstancias decisivas. Durante las crisis, el patriarcado refuerza el aplastamiento de la mujer en todos los sentidos para aumentar los beneficios capitalistas en todas sus expresiones; durante las luchas revolucionarias, el patriarcado intenta convencer a las mujeres de que no luchen, que sean pasivas y, sobre todo, que se opongan a la revolución.

CPM: Silvia Federici ubica una parte importante de la resistencia al desarrollo capitalista en la mujer trabajadora y pobre (la campesina, la obrera, la desempleada, la trabajadora sexual). Según Federici, durante los últimos 500 años se han dado grandes luchas por la protección de lo común (y de lo comunal) desde el bloque social de la mujer trabajadora. Reconociendo el acumulado histórico de estas luchas que pueden convertirse en faros, ¿cómo debemos orientar la lucha hoy día?

IGSV:
Otras revolucionarias han dicho lo mismo o parecido que Federici, pero con otros énfasis y en otros contextos, y todas ellas tienen razón. En el capitalismo actual hay, al menos, cuatro luchas cruciales en las que la mujer trabajadora debe ejercer la dirección. Éstas son: la reproducción como parte de la producción; la (re)construcción de lo colectivo, comunal; la lucha cultural y ética contra las ideologías patriarco-burguesas; y la actualización del principio de autodefensa social como contrario a la violencia

*Entrevista realizada para la edición #18 del mensuario Políti-K.

 

Compartir

La democratización del capital vista desde el cristal filosófico marxista tallado por Karel Kosic

Compartir

clavo-grande-poco-martillo-11838874

La realidad con sus
contradicciones encuentra en la filosofía una expresión histórica adecuada, y la
expresión filosófica de las contradicciones reales se convierte en forma ideológica de la
praxis, que es precisamente la que resuelve las contradicciones
Karel Kosic. Dialéctica de los Concreto

 

La democratización del capital como fórmula básica general de todo reformismo, desde Jorge Bernstein hasta Thomas Piketti, desde finales de 1800 hasta nuestros días, desde cooperativas, y PyMES hasta empresas de propiedad comunal aisladas del resto de la sociedad así como aquellas fórmulas de control obrero que tienen la impronta lasalleana de dar al trabajador el “fruto íntegro del trabajo”, puede y debe ser sometida al análisis a través del conocimiento de la dialéctica como herramienta teórica para conocer y explicar el mundo, para ello nos apoyaremos en la obra de Karel Kosic Dialéctica de lo concreto.

Compartir

Leer más: La democratización del capital vista desde el cristal filosófico marxista tallado por Karel Kosic

La teoría de la dependencia y el sistema-mundo

Compartir

Claudio Katz

La teoría del sistema mundial ha influido en numerosas áreas de las ciencias sociales contemporáneas. Fue elaborada por Immanuel Wallerstein a partir de un gran estudio de la historia contemporánea y una detallada crítica del capitalismo global. Su enfoque presenta numerosas sintonías con la teoría marxista de la dependencia. Recogió ideas de esa concepción e incidió en los debates del dependentismo. Varios autores han explorado las relaciones entre ambas visiones: ¿En qué terrenos convergen, divergen y se complementan?

Compartir

Leer más: La teoría de la dependencia y el sistema-mundo

ENTREVISTA - Francois Houtart: El bien común de la humanidad como matriz de la nueva sociedad

Compartir

francoishoutart

Entrevista por Cira Pascual Marquina

Esta conversación con el sociólogo y teólogo de la liberación François Houtart, que apareció por primera vez en el número 17 del mensuario PolítiK, explora los límites de los procesos de cambio en América Latina y el concepto de bien común de la humanidad.

Compartir

Leer más: ENTREVISTA - Francois Houtart: El bien común de la humanidad como matriz de la nueva sociedad